Harina de insectos: todo lo que necesitas saber

👁️‍🗨️ Sobre la harina de insectos

Las principales organizaciones internacionales de diferentes ámbitos y la Unión Europea apuestan por los insectos como nuevo alimento y han empezado ya a desarrollar políticas que permitan que los insectos lleguen a los mercados y a nuestra mesa en varios formatos, entre ellos, la harina de insectos.

🧭 Producción de alimentos: situación actual

Se prevé que para mediados de siglo la población mundial, ronde los 9.000 millones de personas y no es sencillo que la producción de alimentos crezca al mismo ritmo que lo hace la población. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el 26 % de la superficie del planeta se destina al cultivo de pastos para ganado y el 33% de las tierras cultivables producen cosechas destinadas a la ganadería. La ganadería resulta responsable de la emisión del 18 % de los gases de efecto invernadero, y prescindir de más superficie arbolada para conseguir más tierra cultivable no haría más que agravar el problema del cambio climático. Dado que no sería posible aumentar la producción ganadera, toca buscar una alternativa a estos alimentos y los insectos se presentar como la solución a este problema.

 

Comprar harina de insectos

 

✅ Ventajas en el consumo de harina de insectos

Además de estos problemas, en la actualidad, existe una tendencia a la búsqueda de alternativas a los productos alimenticios tradicionales debido, por una parte, a ciertas intolerancias como por ejemplo la intolerancia a la lactosa o al gluten y, por otra parte, por una mayor concienciación de la población, que cada vez se preocupa más por su salud y su bienestar, adoptando hábitos que ayuden a la prevención de enfermedades.

Este es el caso de las harinas convencionales, siendo la de trigo la más utilizada tradicionalmente, por su bajo precio y su facilidad de procesado. Sin embargo, de un tiempo a esta parte ya es frecuente ver en los supermercados harinas de trigo sarraceno, de espelta o de arroz, como alternativa saludable a otro tipo de harinas. Pero, ¿qué hay de la harina de insecto?

Son muchas las ventajas que supone el consumo de harina fabricada a base de insecto, de las que destacamos las siguientes:

♻️ Ventajas ambientales

En contraposición a la ganadería tradicional, la cría de insectos supone una alternativa ecológica y sostenible a la producción de alimentos ricos en proteínas.

  • La emisión de gases efecto invernadero comparada con la de otros animales de granja, es despreciable.
  • Los insectos son animales de sangre fría, por lo que su metabolismo es muy rápido y la tasa de conversión de alimento es muy alta: por cada kilogramo de alimento que se le suministra al insecto éste produce 1,7 kg de alimento.
  • Al ser un cultivo de tipo intensivo y en vertical, la superficie para la cría de insectos es mínima.

En una superficie de 70 metros cuadrados, se puede producir 10 toneladas de insectos al año.

  • Este tipo de ganadería también limita el consumo de agua, siendo la cantidad requerida para la producción de 1 kg de proteína, 5 veces más pequeña que la que se necesita para producir la misma cantidad a partir de vacuno, por ejemplo.

  • Escasa generación de residuos. Por un lado, el material utilizado para la cría de los insectos es plástico y reutilizable con labores de mantenimiento tan simples como la limpieza y la desinfección de los mismos.
  • En cuanto a los residuos generados en este tipo de instalaciones, cabe destacar que los excrementos de los insectos se pueden utilizar como abono orgánico para las plantas, ya que tienen muy buenas cualidades nutritivas tanto para cultivos herbáceos como leñosos, a la vez que su aplicación resulta fácil, no requiriendo ningún tratamiento previo a la aplicación gracias su pH y a su baja humedad. Por lo tanto los únicos residuos generados en una planta de este tipo, serían los restos de embalajes, todos ellos reciclables y los restos de comida, siendo mínimos y resultando comparables en cuanto a cantidad y a composición a los que se generan en un hogar.

En conclusión, la cría de insectos supone una alternativa sostenible a la producción de productos alimenticios ricos en proteínas: implica un ahorro importante de agua, es una ganadería mucho más productiva, se minimiza el espacio necesario para la explotación y las emisiones de gases efecto invernadero son casi nulas.

 

Manual de cría de insectos

 

🍏 Ventajas nutricionales

Obviamente, la composición nutritiva variará dependiendo del insecto que se emplee para la fabricación de la harina, siendo el denominador común un alto contenido en proteínas, que es la cualidad principal de este producto, pero hay que señalar que también son muy ricos en vitaminas, principalmente las de tipo B, y minerales.

  • En relación a las proteínas, se sabe que éstas son de mejor calidad que las que aportan la carne y el pescado.
  • Lo mismo sucede con las grasas, que son de las que los nutricionistas denominan como “grasas saludables”, aunque el porcentaje de contenido en grasa de estos insectos es mínimo, pero a su vez muy variable dependiendo de la especie:
    • Acheta domesticus contiene en torno a un 25 % de grasa
    • Tenebrio molitor está alrededor del 35 % de contenido en grasa.

En consecuencia, alimentos fabricados a partir de harina de insectos serían apropiados para una dieta baja en grasas.

  • La cantidad de vitaminas que contienen los insectos es muy alta, superando en ocasiones hasta 10 veces la cantidad de vitamina que aporta una carne.
  • Los insectos tienen un alto contenido en micronutrientes, que son aquellos nutrientes que el cuerpo humano necesita en pequeñas cantidades pero que son fundamentales para el correcto funcionamiento de organismo. Son ricos en hierro, magnesio, selenio, cobre y cinc, así como vitamina B.

👁️‍🗨️ A TENER EN CUENTA

La harina de insecto es una alternativa para aquellas personas intolerantes al gluten, ya que el insecto no lo contiene. Pero aquí juega un papel importante la alimentación del insecto, ya que si al insecto se le proporciona alimento con gluten, parte de él queda el cuerpo del insecto, y por tanto terminará formando parte de la harina.

🦗 Insectos para la fabricación de harinas

En principio, cualquier insecto comestible, es una materia prima válida para la fabricación de harina. La selección de uno u otro repercutirá en la composición de harina obtenida, ya que como se ha mencionado anteriormente, la composición del insecto varía de unas especies a otras. Gracias a esta variabilidad en la composición de la materia prima, encontraremos también esa variabilidad en el sabor de la harina. Existen ensayos que van más allá y hablan de que si por ejemplo alimentamos al insecto con naranja, el insecto y por tanto la harina que se fabrique con él también tendrá sabor a naranja.

De acuerdo con las propiedades nutritivas señaladas anteriormente, las especies más utilizadas para la fabricación de harinas son:

  • Las larvas de mosca soldado negra (Helmetia illucens)
  • El gusano de la harina (Tenebrio molitor)
  • El grillo rubio (Acheta domesticus)
  • Las hormigas (Atta laevigata, Atta cephalotes, etc).

Se ha observado que el consumo de harinas de algunos insectos tienen beneficios directos para salud: la harina de abeja ayuda a combatir el reumatismo y la harina de hormiga ayuda a curar las infecciones bucales y la fiebre. En general, tienen beneficios para los problemas cardiovasculares así como para afecciones del sistema nervioso o respiratorio.

También te puede interesar:

Harina de gusanos: propiedades, valores nutricionales y más
Ver artículo

🐖 Productos elaborados a partir de harina de insectos

A partir de la harina de insecto, se pueden producir alimentos elaborados como panes, galletas, barritas energéticas, rebozados, etc. Para la elaboración de estos productos se recomienda mezclar la harina de insecto con una harina tradicional, en proporción en torno al 20/80 % de cantidad, para conseguir una textura y sabor parecido a los conocidos con el fin de acostumbrar al paladar del consumidor.

A día de hoy ya existen muchos restaurantes que preparan platos a base de insectos y también emplean harina de insecto en sus cocinas, para servir alimentos tan tradicionales y populares como las croquetas.

También te puede interesar:

Restaurantes para comer insectos
Ver artículo

🍞 Ventajas de los productos elaborados con harina de insectos

Para llevar una dieta saludable y equilibrada es necesario, entre otras cosas, consumir alimentos que contengan los aminoácidos esenciales. Un aminoácido esencial se define como aquel que el organismo no es capaz de sintetizar por sí mismo, y por esto, debe tomarlo necesariamente a través de la dieta. Los animonácidos esenciales son 9 en total: leucina, isoleucina, valina metionina, lisina, fenilalanina, triptófano, treonina y histidina. Para suministrar al organismo estos nutrientes esenciales es necesario recurrir a diferentes fuentes de alimentación, sin embargo, en la harina de insecto se pueden encontrar los 9 aminoácidos esenciales para el ser humano, lo cual hace que sea una fuente extraordinaria de suministro de estos aminoácidos para el ser humano.

  • Además contiene un elevadísimo contenido en proteína, muchas veces superior al contenido proteico de cualquier otro animal de granja: por ejemplo la carne de pollo contiene un 23% de proteína frente a un 65% de proteína que contiene como media el grillo rubio.
  • Alto contenido en vitaminas, hace que la harina de insecto sea una excelente materia prima para fabricar alimentos que busquen complementar dietas pobres en alguna de ellas, como hierro por ejemplo.
  • Bajísimos costes productivos y los altos rendimiento de las instalaciones de cría, los insectos y sus derivados pueden presentar una nueva forma de alimentar a países que se encuentren en vías de desarrollo.

🌟 ¿Son los insectos superalimentos?

Para terminar, vamos a hablar de los superalimentos. El término superalimento es utilizado para designar alimentos que son altamente nutritivos y beneficiosos para la salud. Se caracterizan porque han sido utilizados tradicionalmente por pueblos indígenas para alimentarse y para sanar el cuerpo y la mente. Son ricos en vitaminas, minerales fitonutrientes y fitoquímicos, y ayudan a protegernos de las enfermedades. Existe una lista de superalimentos entre los que encontramos las semillas de chía, la quinoa, las bayas de goji o la espirulina.

Aunque todavía no encontramos a los insectos catalogados como superalimentos, si nos fijamos en las propiedades que tienen y requisitos que han de cumplir, bien podrían los insectos entrar a formar parte de este grupo de alimentos tan excepcionales e interesantes.

Si quieres apostar por un modelo de negocio diferente, montar una Granja de Insectos puede estar entre tus opciones. El equipo de profesionales de Proteinsecta te ayudará y asesorará desde el inicio para que consigas los objetivos que buscas. ¿Hablamos?

Comparte este artículo

Contacta con Proteinsecta
Contacta con Proteinsecta

Comprobando email en la base de datos

Información básica sobre protección de datos:
Responsable: PROTEINSECTA S.L.; Finalidad para la que se recogen los datos: Envío de información solicitada. Legitimación: Envío de artículos del blog. Destinatarios: PROTEINSECTA S.L. como único destinatario. Derechos de los usuarios: derecho a solicitar, entre otros, la limitación, rectificación o supresión de tus datos. Saber más.

Acepto ceder mis datos con la finalidad de poder recibir respuesta a la información solicitada. También puedes obtener mas información en nuestra Política de Privacidad

Acepto la política de privacidad, con la finalidad de envío de información comercial de PROTEINSECTA S.L.(opcional)

¡Atención!, su email ya existe en nuestra base de datos. Si tiene alguna duda debe contactar enviando un email a:

administracion@proteinsecta.es

Cerrar